Atención telefónica:

Mañanas: Lunes - Viernes de 9:00 a 13:00
Tardes: Lunes - Jueves de 17:00 a 20:00

Lunes, 29 Abril 2013 10:23

Los casinos del centro traerán más juego, no por ello ludopatía, dice un experto

Written by

La misma idea comparte otro experto en la materia, José Antonio Molina

La previsible apertura en el corazón de Madrid de las sucursales de los casinos de Torrelodones y Aranjuez favorecerá la aceptación social del juego y facilitará el acceso a él, si bien el experto José Antonio Tamayo cree que esa ubicación no será "determinante" para el aumento de la ludopatía, en la que intervienen "otros factores".

El especialista en adicciones sostiene en una entrevista con Efe que en la génesis de los problemas de adicción inciden cuestiones como la naturaleza del juego, las características personales y aspectos sociodemográficos, pero advierte de que "cuanto mayor sea la facilidad para acceder al juego, mayor será la probabilidad de participar en él".

La misma idea comparte otro experto en la materia, José Antonio Molina, quien en cambio sí cree que el acercamiento del juego a los espacios en que se mueven los madrileños hace previsible que aumente el número de personas con ludopatía, pero, apunta, "hasta que no abran no se sabrá la tendencia".

Hasta 2012, la legislación estatal del juego que permitió hace 32 años la apertura del primer casino de la Comunidad de Madrid, el de Torrelodones, impedía que las salas estuvieran a menos de 29 kilómetros de los núcleos urbanos, por lo que esta empresa se ubicó justamente a esa distancia hacia el norte de la capital.

Posteriormente, el Gobierno autonómico autorizó la apertura del segundo casino de Madrid, el de Aranjuez, en 2005, en este caso a 47 kilómetros de la Puerta del Sol hacia el sur.

La aprobación de la Ley de Medidas Fiscales y Administrativas de la Comunidad de Madrid de 2012 supuso una liberalización parcial del juego y provocó que las empresas que gestionan los casinos de Torrelodones y Aranjuez buscasen ahora ubicación en el corazón de Madrid.

Lo encontraron en dos puntos neurálgicos de la ciudad situados a menos de un kilómetro de distancia uno del otro: Torrelodones abrirá su sala satélite en un inmueble recién rehabilitado en los números 37 al 41 del paseo de Recoletos, junto a la plaza de Colón, y Aranjuez en un elegante edificio en el número 24 de la Gran Vía alquilado hasta ahora por el Ayuntamiento de Madrid.

Ambos casinos podrían estar funcionando en un corto plazo de tiempo -el de Aranjuez prevé abrir su sucursal antes de que finalice este año-, pero el interés que pueda suscitar este hecho en la población general, a juicio de Tamayo, dependerá de "la campaña publicitaria que efectúen y de la oferta de servicios que pongan a disposición de la clientela".

"El efecto en la sociedad estará mediado por el interés y los valores personales hacia el juego, de manera que resulte indiferente a unos, atractivo a otros, y quizás suscite rechazo a unos terceros", explica.

José Antonio Molina, en cambio, alerta de que la visibilidad y la disponibilidad del juego contribuye a su normalización. "Si lo vemos normal, jugamos más, y esto hace más fácil que caigamos en las redes de una adicción", sostiene el también autor del libro 'SOS... Tengo una Adicción', editado por Pirámide.

"Es similar a lo que sucedía en los 70 cuando la visibilidad del tabaco era extremadamente alta, que el índice del tabaquismo era también mayor", remarca Molina.

La ubicación de dos casinos en el centro de Madrid puede ser, en su opinión, "problemática". "Es posible que más personas se inicien en el juego y después puedan tener complicaciones", alerta.

Con respecto al sector de población más propicio a visitar estos espacios, Tamayo explica que "tradicionalmente el juego en casinos ha sido más habitual en varones, de mayor edad, y pertenecientes a un nivel socioeconómico alto".

Molina coincide, pero aventura que la ubicación en el centro de la capital podría atraer a jóvenes con el gancho de tomar alcohol. "Es posible que si el casino está en el centro y pone la copa más baratita, el joven entre a tomarla y de paso juegue un poquito a algo", dice este psicólogo, que, no obstante, precisa que el perfil del jugador de menor edad está muy vinculado a internet.

Additional Info

Last modified on Jueves, 02 Mayo 2013 09:06